Pagina principal > Cine > LA GRAN ESTAFA AMERICANA: el sueño americano es hortera pero bizarro

LA GRAN ESTAFA AMERICANA: el sueño americano es hortera pero bizarro

la-gran-estafa-americana-portada

Me ha gustado mucho. No sé si por ser amante de la época de los 70-80, porque me encanta Scorsese, o porque fui capaz de dejar de lado que no me pareciera una “gran estafa” y me conformara con mini-estafas. Desde luego “La gran estafa americana” (“American Hustle“), no es “El golpe” (veremos si en los Oscars llega a ganar tantos galardones), y bebe demasiado de las obras de otros directores, así como que se apoya excesivamente en las buenas interpretaciones de sus actores, dejando de lado lo que da nombre al título; pero creo sinceramente que si intentamos rebajar nuestras expectativas (tantos buenos actores, tanta ropa chic, tanto flash, música absorbente, tanta nominación al Oscar…) para quedarnos con las segundas lecturas, veréis lo que yo vi: una buena película.

Christian Bale
Christian Bale, irreconocible y maravilloso
como Irving, estafador de poca monta

¿Qué es lo que le achaca la gente? No hay vuelta de tuerca. Repito, no es “El golpe“, no es “Casino. Deberíamos haber entendido que si los protagonistas, personas que se meten en negocios que les quedan demasiado grandes, no resuelven las cosas de la manera que la gente espera (grandilocuente, magistral, dejando a todos con la boca abierta) es porque resultaría incongruente con el personaje que han estado desarrollando toda la película. No puedes presentar un pringado y que luego resulte más listo que todos. De cualquier manera, entiendo que todos esperaban un giro de tuerca y que Irving (Christian Bale) se saliera con la suya.

El resultado de la trama no es que los buenos solucionen todos sus problemas, los malos vayan a la cárcel y cada uno consiga tener el pelo que deseaba. (básicamente sería imposible, cada uno quiere una cosa incompatible con lo que quieren los demás), pero sí que te muestran las verdaderas estafas, plasmadas en que cada uno quiere vivir su Sueño Americano. La gran estafa precisamente es eso: que nadie conseguirá su idílico e irreal sueño americano. Así pues, el engaño comienza y termina en uno mismo.

rulos
Supervivencia y estafa: rulos para Richi y su falsa permanente, moños imposibles para Rosalyn, y melena afro para Sydney

¿Cómo no vamos a creernos que están intentando vivir el sueño americano? nosotros, como espectadores, nos vemos inmersos en ese pastiche de pelos rocambolescos, escotes vertiginosos, purpurina barata y champán desbordante que nos entra por los ojos al ritmo de una banda sonora de ensueño (gracias David O. Russell). Cuando te sientas en la butaca del cine y te ves inmerso en la película, ves muy claramente lo que ellos ven: no hay bien ni mal, sólo mentira y engaño para la propia supervivencia. Esto se ve claramente en esa voz en off de Christian Bale en la que nos cuenta qué tipo de relación es la que establece con Sydney (Amy Adams): por fin alguien le acepta como es, a él, un hombre que se ha nutrido de la mentira hasta prácticamente hacer del engaño su modo de vida. Y no sólo respira tranquilo porque ha encontrado a su media naranja, es que ella misma es otra superviviente que se une a él para llevar a cabo estas estafas.

la-gran-estafa-americana-ellas
Rosalyn representa su esquizofrénico
papel intentando recuperar a su marido

La supervivencia pues es otro de los temas que se tocan en la película. Tenemos personajes extremadamente decadentes, horteras, con aspiraciones de caballeros andantes, damas glamurosas y príncipes bizarros. La gran barriga y el peluquín de Christian Bale son precisamente dos de los toques, poco sutiles, de muestra de engaño y supervivencia. Al igual que también lo son los pelos que lucen todos los protagonistas, el policía Richie DiMaso (Bradley Cooper),  el alcalde Carmine Polito (Jeremy Renner), Rosalyn, Sydney y el propio Irving. Realmente el director lo que intenta es que cada personaje se oculte para sobrevivir detrás de una forma de vestir. “Queríamos que los actores usaran su vestuario como parte de la estafa. Ellos se visten como la persona que aspiran ser. Son personajes interpretando personajes”, explica el diseñador de vestuario, Michael Wilkinson (“Watchmen“, “El hombre de acero“, “300“), a quién veremos trabajando con Amy Adams en la secuela “Batman vs. Superman”.  Por eso se le da tanta importancia al vestuario en la película; no hay más que ver a Rosalyn (Jennifer Lawrence), uno de los platos fuertes de la película. Es una mujer bipolar, ama de casa aburrida y celosa de que marido no aguante estar con ella, con grandes aspiraciones de diva y sin pizca de estilo; su vestuario es igual que ella: siempre tiene que dar la nota. Por favor, atención al exuberante vestido blanco de la fiesta en el casino de New Yersey.

Así que esto es lo que tenemos. Una comedia negra sobre estafas, mafia, romances, supervivencia y dobles morales. “La gente cree en lo que quiere creer” dice la película, y eso se refleja en que hasta los que creen estar libres de pecado no pueden tirar la primera piedra, y que hasta el que quiere hacer el bien, lo hace por medio del mal. Mucha gente, como ya dije al principio, se sentirá decepcionada porque esperaban ver un giro argumental brutal en el que todo cobre sentido y las cosas vuelvan a su cauce de una formas shakesperiana, pero yo os aconsejo que disfrutéis de la película, que es una comedia. Que lo hagáis en versión original para no perderos detalle de las actuaciones; y que no os olvidéis que lo que quieren mostrar es los excesos de una época. Prepararos para una bomba.

8.5 Stars (8,5 / 10)

 

About Susana "Damarela" Rossignoli

Susana Damarela es fundadora de Generación Friki. Gran apasionada de la lectura y el cine, puede leer un libro cada día de la semana sin despeinarse. También le encanta el deporte, el rock, las juergas y el kalimotxo. Sus juegos favoritos son el Tetris y el Starcraft II

También te puede interesar:

GUARDIANES DE LA GALAXIA 2: segundas partes sí que son buenas

Pocas cosas malas se pueden decir de una película tan genial como Guardianes de la Galaxia 2. Parte de su genialidad es que aunque no os vaya el género de la ciencia ficción, los superhéroes y las comedias de acción es una película que gustará a todo el mundo.

LIFE: la historia de los astronautas más tontos del mundo.

Life termina siendo una divertida amalgama de despropósitos que funciona inequívocamente mejor como film de terror que como ciencia ficción. Tiene los suficientes giros argumentales y el buen ritmo necesarios para que cualquiera caiga rendido ante el divertido contraste de emociones al que nos somete el género.

4 Comentarios

  1. Fuy a ver la peli por que lei la reseña, me ha encantado, soy fan!

    • Muchas gracias Fran, esta clase de comentarios son los que nos emocionan 🙂 Espero que sigas encontrando material para ver, leer y jugar entre nuestras reseñas y no olvides que puedes darnos tus sugerencias de qué quieres ver publicado a través del correo electrónico. saludos!

  2. Excelente reseña sobre una gran película. Estoy de acuerdo en que American Hustle debe su éxito a la excelente interpretación de sus actores, pero no creo que ese apoyo sea excesivo. El guión cuenta con unos personajes muy bien construidos que permite que los actores se luzcan, como debe ser.
    Me encanta el análisis psicológico que hace esta reseña sobre la relación entre vestuario/peluquería y la trama de auto-engaño de cada personaje.
    ¡Bravo a GF por la crítica y seguid así!

    • Muchas gracias Laura. Realmente la conexión entre los personajes y para con el guión hace que la obra sea grande. Puede que los Oscars 2014 no haya sabido apreciarla, pero para nosotros siempre será una ganadora. ¡gracias por tus ánimos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *