Pagina principal > Cine > INDEPENDENCE DAY CONTRAATAQUE: Para tí, joven de los 90

INDEPENDENCE DAY CONTRAATAQUE: Para tí, joven de los 90

Independence-Day-Contraataque-Generación-Friki-Portada

Independence Day” supo ganarse un hueco en nuestros corazones; era estúpidamente mala, el argumento no tenía sentido y ya no hablemos de los fallos de guión. Sin embargo eran los 90 (1996) y todo aquello nos importaba una mierda; queríamos explosiones, escenas increíbles con aquellos CGI recién llegados al cine y un protagonista que disparase chascarrillos y balas a partes iguales. En aquel momento la película caló entre el público, era su momento y estaba en su contexto y los espectadores supieron perdonar lo que fallaba en el film de Ronald Emmerich  porque, joder, no todos los días se ve al presidente de los Estados Unidos pilotando un F-16 en colosal batalla contra un ejército de extraterrestres dispuestos a exterminarnos, además estaba Will Smith, haciendo de Will Smith, no se podía pedir más.

Han pasado 20 años…

En “Independence Day: Contraataque” han pasado 20 años desde que los EEUU la humanidad derrotase con un arcaico virus informático a sus atacantes y ahora ellos vuelven a destruirnos definitivamente, reparar su orgullo dañado y nosequé del núcleo de la Tierra; que no le importa a nadie y prefiero no pensar mucho en ello porque supone un terrible error científico, argumental, de guión y de todo, pero de eso ya hablaremos más tarde. La cosa es que los alienígenas vuelven muy cabreados y esta vez traen una nave estúpidamente grande (de verdad, es vergonzosamente enorme), pero los humanos estamos mucho más preparados, y aunque Will Smith ha muerto (en la película, no nos asustemos) han puesto a otro para hacer su papel (Liam Hemsworth), aunque no le llegue ni a la punta de los talones a nuestro queridísimo Príncipe de Bel-Air. En fin. El resto os lo podéis imaginar.

¿Remake o Secuela?

Independence-Day-Contraataque-Generación-Friki-Texto-1

Argumentalmente, la película es igual que su antecesora pero 20 años después, con esto os resumo todo el argumento. Y es que “Independence Day: Contraataque” tiene tantas escenas calcadas de su película original que aunque se trata de una secuela, resulta ridículamente parecida a su antecesora, en todo. Tenemos la escena del alien hablando a través de un humano, tenemos la escena del plan suicida para derrotar a los malos, la escena de David (Jeff Goldblun, el de “Parque Jurásico“) peleando con su padre (Judd Hirsch) en plan “Indiana Jones”, un montón de ciudades explotando (marca de la casa) y tantas otras escenas calcadas más que la sensación de deja-vu durante la película será perpetua, sobre todo para los que crecieron viéndola en sus múltiples reposiciones en TV.

Esto no tiene porque ser algo malo por sí mismo, ya que el factor nostalgia es algo muy bien recibido por los fans en el cine, como ya vimos en “Jurassic World“, o en “Terminator Genisys“. Sin embargo el uso y abuso de guiños y referencias a su primera parte deja desprovista a “Independence Day: Contraataque” de una personalidad propia, destacando solamente en el remozado apartado artístico, con unos interesantes diseños mecánicos.

Incoherencias, Incoherencias everywhere

Sabía a lo que iba cuando me metí en el cine a ver “Independence Day: Contraataque“, y si en la anterior las incoherencias científicas y argumentales eran de escándalo, “Independence Day: Contraataque” no se quiere quedar atrás, soltando una tontería tras otra durante los 120 minutos del film.

El motivo por el que los Aliens invaden la tierra en primera instancia sencillamente no tiene ni pies ni cabeza, el tamaño de la nave “tan grande que tiene su propia gravedad” hace llorar al niño Jesús y que ésta aterrice sobre la Tierra provocará muchísima risa a todo aquel que sepa un mínimo… de cualquier cosa porque es jodidamente imposible, coño. Y  de ahí en adelante todo lo que queráis, una mamarrachada tras otra hasta el final del film. Mi consejo si queréis disfrutar de “Independence Day: Contraataque” es que antes de entrar al cine desconectéis el chip del “sentido común” y penséis en el film como en una de esas adorables pelis de los 90, donde todo lo que no fuera explosiones y chascarrillos estaba de relleno. Si lográis entrar en ese rincón de vuestra mente “Independence Day: Contraataque” os parecerá una película estupenda y entretenida, en cualquier otro caso, huid.

Cine de los 90, para bien y para mal.

Lo que sí nos tiene preparados “Independence Day: Contraataque” es una enorme ensalada de escenas de acción; trepidantes batallas aéreas, tiroteos, destrucción en cantidades insanas, muchas (muchas) más explosiones de las que seréis capaces de contar y chascarrillos, de esos tontos y más bien poco graciosos que hacen que se ensanche brevemente la comisura de nuestros labios, pero que son abundantes y suficientes como para mantenerlos en esa posición durante toda la película.

Independence-Day-Contraataque-Generación-Friki-gif

Seamos sinceros (aunque duela), “Independence Day Contraataque” es una peli muy mala, como film es predecible, poco interesante, no arriesga nada y sus personajes son clichés de manual. Sin embargo también está imbuida de ese material con el que salían de fábrica todas aquellas películas de los 80 y los 90, que eran igual de malas que ésta (había de todo) pero que adoramos con todas nuestras fuerzas. Es difícil no querer a tu propio hijo, aunque sepas que es un poco tonto y un poco feo, pero le quieres, porque a fin de cuentas si él es así es porque tú eres igual. A mí me pasa exactamente eso con “Independence Day Contraataque“; es una peli tonta y anclada en los 90, a fin de cuentas, como yo.

INDEPENDENCE DAY: CONTRAATAQUE

INDEPENDENCE DAY: CONTRAATAQUE
40

NOTA

4/10

    Destaca en:

    • Si creciste con la primera parte súmale 2 puntos
    • Un gran espectáculo a nivel visual

    Podría mejorar:

    • La ausencia de Will Smith
    • Terriblemente incongruente
    • Predecible de principio a fin

    About Adrian

    Adrian Arribas es fundador de Generación Friki. Su perfil de desarrollador Front-End le ha permitido crear el diseño de Generación Friki e ir adaptándolo a las nuevas tecnologías con el paso del tiempo (ya vamos por la 4ª versión). También se encarga de redactar artículos para todas las secciones, aunque se centra especialmente en videojuegos, cine y eventos. Fuera de Generación Friki Adrian es desarrollador Front-End, programador Java, Android e IOS.

    También te puede interesar:

    10 PELÍCULAS DE SUPERHÉROES QUE LLEVARSE A UNA ISLA DESIERTA

    Con tantas superproducciones de superhéroes a día de hoy en todos los cines del mundo era necesario realizar una lista con las mejores películas que las grandes compañías nos han ofrecido. Descubre que 10 películas de superhéroes nos llevaríamos a una isla desierta.

    STRANGER THINGS 2: Algo raro sucede en Hawkins…otra vez

    Stranger Things 2 se abre en magnitud con respecto al tono intimista de la primera, repitiendo los tres arcos argumentales de la primera pero esta vez entremezclándolos mucho más para conseguir nuevas situaciones e interacciones entre personajes.

    Un comentario

    1. NOTA

      0.10

      Totalmente de acuerdo con todo lo expuesto con tu crítica, lo que actualmente se hace en Hollywood es pura basura para un público nada exigente, y lo peor es que es un cine que por desgracia vende y se comercializa, y para colmo, en España se hacen convenciones de ciencia ficción, que no son ni eso, ni ciencia.

      Hablo de convenciones como la CIFIMAD en Fuenlabrada (Madrid) y la Gatercon en Burjassot (Valencia) organizadas por los club Star Trek Cochrane de Madrid y Gatercon España, yo estuve en esas convenciones en el pasado, y sinceramente son decepcionantes, sus miembros son infantiles, como lo son con esos egos.

      Películas como esta son gasolina para avivar el fuego del “sin sentido” que tiene el hecho de que se hagan convenciones así, no sólo en España, en todo el mundo.

      Yo ví la película original en 1996, y me decepcionó no sólo como película sino como fenómeno social, había cineastas mejores en aquel entonces que no podían competir comercialmente contra películas de ese nivel, y protestaron a través de los medios de comunicación.

      Roland Emmerich es un cineasta que le importa un carajo el rigor científico, el mismo lo confesó públicamente, mientras su ciine se comercialice, vamos a tener mediocridad en lo que se refiere a ciencia ficción para décadas, salvo raras excepciones.

      De ahí que yo me sume a apoyar tu crítica y a otros tantos más contra este tipo de cine que desgraciadamente enajena las mentes de nuestra juventud, y como Donald Trump llegue a ser presidente de EE.UU, que nos pillen confesados.

    Deja un comentario