Pagina principal > Cine > ADIVINA QUIÉN VIENE ESTA NOCHE: Sidney Poitier en sus años mozos

ADIVINA QUIÉN VIENE ESTA NOCHE: Sidney Poitier en sus años mozos

Adivina quién viene esta noche-portada-2

Cuando en una misma carátula se juntan Spencer Tracy, Katharine Hepburn y Sidney Poitier sabes que la película va a ser brutal. Ahora que estamos todavía con la resaca de los Oscars, y después de la brillante aparición de Sidney Poitier como presentador, no quedaba más remedio que sacar de su estantería este clásico y volvernos a deleitar con esta gran película. “Adivina quién viene esta noche” es una de las muestras más claras que se pueden dar de que no son necesarios grandes efectos especiales ni espectaculares escenarios ni vestuarios para hacer una buena película.

Para aquellos que no la conozcáis, o que habéis visto la “versión” moderna, la película trata sobre una joven, Joanna (Katharine Houghton) que regresa de un viaje con su prometido John Prentice (Sidney Poitier) con intención de presentárselo a sus padres. Para ellos, igual que para los padres de él, resulta una difícil situación aceptar la boda entre gente de color y gente blanca, sobre todo debido a los prejuicios sociales.

Adivina quién viene esta noche-racismo-entre-negros
La propia Tillie regaña a John por
“salirse del lugar que le corresponde”

Hoy nos resulta natural encontrar matrimonios entre personas de diferentes culturas, colores y nacionalidades, pero en 1967 se vivía uno de esos momentos en los que, si bien blancos y negros convivían sin problemas (obviamente según el Estado), no estaba bien aceptado los matrimonios entre ellos. Hoy en día lo que nos resultaría difícil de entender no es que quieran casarse Joanna y John, sino la gran diferencia de edad que existe entre ellos (ella 23 y él 37), así como el poco tiempo que ha durado esta relación antes del compromiso (apenas 10 días). ¡Pero nadie se sorprende! Hoy en día a cualquiera le parecería una locura que dos personas que sólo se conocen de 10 días quisieran casarse, pero en “Adivina quién viene esta noche” ni siquiera entra en la ecuación ese factor a la hora de intentar disuadir a la pareja. Es curioso, porque a día de hoy, tendríamos que ver, para no sentirnos hipócritas, si nos gustaría que nuestros propios hijos se casaran con gente de un ambiente, cultura, etc, completamente diferente al nuestro. Porque claro, hoy vemos la película y es fácil aceptar al negro cachas, millonetis y doctor honoris causa en medicina, como yerno.

Y aún así, no deja de ser notable que sea precisamente Sidney Poitier, el primer actor negro en conseguir un Oscar por su actuación en “Los lirios del Valle“, quién represente el papel de hombre que defiende su derecho a casarse con quién quiera. Y tuvo que ser difícil y peligroso hacerlo, porque no olvidemos que, mientras la película estaba en cartelera, fue asesinado Martin Luther King, gran defensor de los derechos de los afroamericanos (nombrado también en la película, por cierto).

Así pues, pese a ser una comedia, una sátira sobre la sociedad de EEUU, y funcionar muy bien como tal, el tema central es la discriminación racial, que es un tema complicado por haber sido siempre un poco tabú. Incluso a día de hoy. Por ello, es asombroso que el resultado sea una película donde el racismo se ataca como un problema más a solventar. Algo del día a día. Una película de sentimientos en lo que lo importante son los diálogos ¡y qué diálogos!.

Adivina quién viene esta noche-igual-reacción-suegros
La reacción de los suegros
es idéntica que la de sus padres

De la mano precisamente del suegro y el yerno se ve esta confrontación, plausible en todos los sentidos, en los que la lógica de uno, choca contra la lógica del otro, los sentimientos de amor de padre chocan contra los sentimientos de amor de marido. No hay forma, siempre poniéndonos en la época en la que ocurrió, de ver mal ninguna postura. Joanna, entusiasta y enamorada, sencillamente no ve ningún problema; John lleva a rastras una pérdida y está ansioso por volver a empezar; la criada Tillie es una negra racista hacia su propia raza que aporta ese toque (surrealista a día de hoy) cómico-racista a la situación (igual que en “Django Desencadenado”, con el criado sumiso Stephen interpretado por Samuel L. Jackson) en contraposición a su sobrina que flirtea con el repartidor blanco; la consuegra aporta serenidad y lógica; Christina (Katharine Hepburn) pareja tanto real como ficticia de Matthew (Spencer Tracy) es el personaje que evoluciona desde el miedo y la incredulidad, a la aceptación; Cecil Kellaway, en su papel de Monseñor Ryan, cura-mejor amigo del ateo Matthew hace un papel soberbio trayendo lógica y risas. Y Matthew, que con su última espléndida actuación nos deja el legado de padre preocupado y testarudo, en confrontación con sus propios ideales liberales.

Por supuesto, el director Stanley Kramer dirige una película que abarca muchos más temas que los del racismo; sexuales, de clase, políticos, religiosos, ideológicos…“Adivina quién viene esta noche” es algo más que una película sobre blancos y negros. Es el comienzo de una era en la que los tabús se diluyen y las diferencias son propiedad de gente obtusa.

Es triste pero confortador saber que las últimas palabras que Spencer Tracy nos dedicó son palabras de tolerancia, respeto y comunión. Una película grande tenía que acabar con un gran discurso y qué mejor que las palabras de este gran actor para poner orden no sólo en “Adivina quién viene esta noche” sino en todos aquellos que alguna vez hemos sentido el aguijón de los prejuicios.

9 Stars (9 / 10)

 

Curiosidades: Ganó dos Oscars: Mejor actriz principal (Katharine Hepburn) y Mejor guión original.

También estuvo nominado a otras 8 categorías: Mejor película, Mejor director, Mejor actor principal (Spencer Tracy), Mejor actor de reparto (Cecil Kellaway), Mejor actriz de reparto (Beah Richards), Mejor dirección artística, Mejor música y Mejor montaje.

 

Os dejamos como siempre con el trailer de “Adivina quién viene esta noche”; sólo indicaros que, en esta ocasión, el trailer contiene, además de muchas grandes frases de la película, bastantes spoilers.

Aunque parezca increíble, esta manera de pensar en aquella época era corriente.

About Susana "Damarela" Rossignoli

Susana Damarela es fundadora de Generación Friki. Gran apasionada de la lectura y el cine, puede leer un libro cada día de la semana sin despeinarse. También le encanta el deporte, el rock, las juergas y el kalimotxo. Sus juegos favoritos son el Tetris y el Starcraft II

También te puede interesar:

WONDER WOMAN: por fin DC encuentra su camino

Puedo decir sin temor a equivocarme que Wonder Woman es la mejor película del nuevo universo DC, ya sé que eso tampoco es mucho decir, pero si es una primera piedra bien colocada y un camino a seguir por los próximos films que inevitablemente van a venir.

PIRATAS DEL CARIBE: LA VENGANZA DE SALAZAR, un chiste que ya no tiene gracia.

Piratas del Caribe: La venganza de Salazar no deja de ser una película palomitera para ver en familia, una de esas en las que los piratas no son malos y que el robo de un banco puede acabar con una persecución a lomos de un edificio tirado por caballos. Nada de esto está mal en realidad, sencillamente que La venganza de Salazar no deja de ser el mismo chiste que ya escuchamos con La maldición de la Perla Negra repetido por quinta vez.

Un comentario

  1. Es una de las películas favoritas de mi madre!! Y a mí también me encanta!! Refleja muy bien el espíritu de la época, como bien dices, y creo que ayudó a más de uno a abrir los ojos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *